domingo, 13 de septiembre de 2009

Juanito

Juanito vive lejos, varios montes, varias playas, mucho más allá de la escuela…Juanito, tiene 6 o 8 años, no se nota bien, no se nota entre esas ropas de adulto con las que siempre esta vestido. Juan no corre, no puede por dos razones: Una; su mano derecha empuña de la cintura un pantalón varias tallas más grandes que su cuerpo. Y la 2°razón; sus zapatos lo hacen caer, sus zapatos de hombre grande, (calculo número 38), son los únicos que tiene, y si avanza rápido, tropieza.
Juan, es otro de los seres que vive en una olvidada e invisible isla de Chiloé.
Cuando fueron a dejarle una ropa de su tamaño, habían otros tres “Juanitos” jugando en el suelo…, como él, con ropas gigantes de escuela, en días de descanso…eran sus hermanos, otros invisibles del archipiélago.

6 comentarios:

Gonzalo Cárdenas Loguercio dijo...

"... todos los dias hay que luchas por que ese amor a la humanidad viviente se transforme en hechos concretos, en actos que sirvan de ejemplo, de movilización"
"Muchas veces debemos cambiar todos nuestros conceptos, no solamente los conceptos generales, los conceptos sociales y filosóficos, sino también, a veces los conceptos médicos, y veremos que no siempre las enfermedades, se tratan como se trata la enfermedad en un hospital en una gran ciudad; veremos entonces, como el médico tiene que ser también agricultor, un poco pedagogo..... como tenemos que ser políticos también; como lo primero que tendremos que hacer no es ir a brindar nuestra sabiduría, sino ir a demostrar que vamos a aprender con el pueblo"

Ernesto Guevara de la Serna

Anónimo dijo...

Esta es la mirada del Chile invisible, el que no alcanzamos a ver por la nebulosa de creernos país desarrollado.
Son esos tantos Juanitos los que esperan por nosotros, los que nos llaman a construir un país distinto, en donde todos importen, en donde el sello esté puesto en la igualdad social y el bien común más que por la fluctuación del mercado, las demanadas empresariales o el lucimiento personal.

Anónimo dijo...

Gracias por tu granito de arena Dany! y gracias por hacernos caer en la cuenta...un abrazo.

Ma. Luisa

ruth dijo...

Por tu mirada miro....y veo a Juanito y descubres Juanitos y...descubres, pero por sobre todo sentimos!!!, no hay más razón que este sentir inmenso!, que ve, que actúa
Un abrazo grandote!!! y mucha fuerza!!!
Ruth

canastafamiliar dijo...

crecedorcitas pueh!, pa' que duren.
Si no fuera porque sé que es Chiloé habría pensado que se trataba de un hijo de BOMBO FICA...hay un aire.

Gracias por tu comentario, gracias por Juanito.

Atte.,

Juan Bene.

Jorge dijo...

Que ironía que algo que "le sobre" minimize así su mundo. Una infancia sin correr no es infancia, ¿sería mejor no tener zapatos? ¿es posible fomentar la necesidad básica de la risa cubriendo otras necesidades? Los Juanitos manifestarán su contentura en la medida que los zapatos encuentren a su dueño perdido.

Jorge Ojeda Vidal, Castro.