lunes, 8 de septiembre de 2008

Sin reservas

“la vino a revolver, y se dejó hacer,
Estampidas en la tierra,
el cielo iba tiñiéndose marfil,
Porque brotó en torrente el verbo
y las ganas de sentir”.


Salió. Salió en un chorro inmenso de luz, salió desde el fondo de su pecho, arrancándole la tierra a esa valiosa cajita que ya no debía guardarse, limpiándole las dudas, las sombras, las reservas; “Estamos hechos para compartirnos”.
Salió liviana, dulce, feliz...

“y ahora que no quedan muros
Y ya no somos tan iguales..
Reivindico el espejismo
de intentar ser uno mismo
ese viaje hacia la nada
que consiste en la certeza
de encontrar en tu mirada
la belleza”

7 comentarios:

Fernando dijo...

Sin reservas en tu sentir,
acaricia libre el viento,
que los nudos en el mar
no significan ataduras
sino vida y movimiento.

Me alegra tu estado feliz.

Lanzarote dijo...

Cartografía singular la tuya... y arenas movedizas

canastafamiliar dijo...

tu sentido y mi sentido dan sentido al sinsentido.

Soledad Burgos dijo...

que limpia debes estar prima,,,,Un poquito de mí para ti.
te quiero

canastafamiliar dijo...

que tal con salsital!!

poesía y vida para gozar!!

¿Como estas poeta? (poetisa es feo)

Nos vemos
chau

JohannesDahlmann dijo...

gracias

JohannesDahlmann dijo...

beautiful words.